Hola que tal mi querido lector, espero te encuentres bien y estés disfrutando de las fiestas de fin de año con tus seres queridos.

Ha llegado un momento que me llena de mucha emoción, poder compartir contigo lo que ha sido mi año 2018.

Antes de iniciar reinventarseconexito.com veía como emprendedores digitales hacían un informe de todo lo que habían alcanzado y los resultados que habían obtenido durante el año con cada estrategia, yo soñaba con hacer algo igual y hoy lo estoy haciendo.

Hoy te comparto todo lo que he vivido, lo que he logrado y lo que he aprendido en este año que hoy esta terminando, en algunas cosas he metido la pata y en otras la cosa me ha salido bien, pero desde luego te comento que, es mi primer informe anual y esta lleno de grandes aprendizajes y mucha experiencia.

Antes de iniciar este resumen del 2018, es importante conocer cual fue el inicio de este proyecto y como empezó todo.

¿Cómo nace reinventarse con éxito?

 

Bueno, aquí me puedo extender muchas líneas, pero no quiero aburrirte, vamos al grano.

Con 28 años de edad había logrado el sueño que tenía cuando salí de la universidad, ser Gerente de Recursos Humanos en una buena empresa, eso fue en mayo del 2016, pero fue hasta finales de ese mismo año donde me di cuenta que eso no era lo que soñaba para toda mi vida.

A partir de allí comenzó una carrera por lograr un nuevo estilo de vida, por poner en marcha mis sueños que tenía guardados, por descubrir de qué era capaz de lograr y por conseguir un propósito de vida que va más allá de tener un buen empleo, cumplir un horario de trabajo, ganar un sueldo, pagar las deudas y salir de vacaciones una vez al año.

Sin ser emprendedor y sin tener la más mínima experiencia, inicie un camino donde quería desarrollar por cuenta propia un modelo de negocio, en el que pudiese sentirme a gusto con lo que hacía mientras ayuda a otros a resolverles un problema, sabía más o menos por donde ir, pero no sabía exactamente lo que quería hacer.

En el 2017 invertí en mi formación, tocando temas como el autoconocimiento, desarrollo personal, Coaching y estrategias de negocios digitales.

En ese año realicé mi 2da formación en Coaching y estaba trabajando con algunos clientes de manera presencial, todo esto lo hacía al salir de mi horario de trabajo regular, la verdad es que era muy complicado porque el tráfico en Ciudad de Panamá es bastante congestionado, llegaba un poco cansado a las sesiones con mis clientes y terminaba el doble de agotado.

Ya tenía un tiempo siguiendo a varios emprendedores digitales y mi intención era poder llegar a más personas sin tener que renunciar a mi empleo, pues tenía compromisos económicos que atender y no me podía dar el lujo de renunciar.

Es así como nace reinventarseconexito.com, en el 2017 le digo a mi esposa que voy a montar un negocio digital y lo único que hice fue comprar el dominio.

Un cambio de rumbo en el inicio de mi proyecto

 

Como yo venía de trabajar con varios clientes haciendo sesiones de Coaching de manera presencial, poco a poco empecé a trabajar con más emprendedores que con personas que solo buscaban mejorar algún aspecto de sus vidas.

En ese momento me contagié de la energía del emprendimiento y me decidí a emprender de una manera poco tradicional, estaba completamente convencido (y aún lo estoy) que los negocios digitales son y serán el futuro para los nuevos emprendedores.

Me metí de lleno en el emprendimiento digital, sin tener conocimientos al respecto, tan solo las ganas de lograr mis sueños y de ayudar a otros a lograr los suyos, como ya sabes, venía del coaching y lo más lógico era desarrollar un modelo de negocio digital en el que pudiese ofrecer mis sesiones de coaching a distancia, y lo hice, pero algo sucedió.

No me sentía cómodo haciéndolo, esto fue una de las primeras enseñanzas que me dejo el 2018, a partir de allí me dediqué a enseñar de la misma forma cómo yo había aprendido, pasando de no saber nada de emprendimiento a tener un proyecto digital en marcha y lograr los primeros clientes sin necesidad de renunciar a mi empleo.

Pase de querer atender mis clientes de coaching y ayudar a otras personas cansadas de su rutina laboral, como también profesionales independientes o freelancers a convertirse en emprendedores digitales, así como yo lo estaba haciendo.

Hasta aquí quería comentarte cómo fue que inició mi proyecto y el giro que dio, ahora hablemos del 2018, y lo he dividido por trimestres para comprender mejor cual ha sido el avance y los aprendizajes.

Recuento del año 2018

 

Primer trimestre 2018

En el 2018 arrancó con mucho ánimo de iniciar mi negocio digital, ya había comprado el dominio y desde hace unos meses atrás ya estaba haciendo las averiguaciones para desarrollar mi página web.

Acorde con un amigo el desarrollo de mi sitio web y lo estaríamos haciendo en dos fases, la primera fase estaría compuesta solo por una Landing page y todas las configuraciones de correo electrónico con mi propio dominio y la integración con un proveedor de email marketing (apenas estaba empezando a manejar esos conceptos).

La segunda fase tendría todas las secciones disponibles como “Sobre mi”, “Blog”, “Recursos” y los productos o servicios que estaría ofreciendo.

La página web fue creada en un CMS (Sistema de gestión de contenidos) creado por mi amigo, un lenguaje de programación que él solo conocía (cabe destacar que yo no se nada de programación web), y tenía bien claro que cualquier modificación futura debería ser realizada por él, al principio no vi el impacto que esto podría tener en mi proyecto pero de igual forma seguí adelante.

Mi landing estaba lista, mi cuenta de correo también y mi proveedor de email marketing configurado, había creado un Lead magnent y una secuencia de correos automatizados para darle la bienvenida a mis primeros suscriptores.

El objetivo que tenía con esa primera fase era validar mi idea de negocio, así que invertí $30 en Facebook Ads (Publicidad en Facebook) para generar tráfico a mi Landing page y evaluar el comportamiento de la gente.

En 6 días de publicidad logré captar la atención de 145 suscriptores, no sabía si eran muchos o pocos, para mí lo más importante era saber que había gente interesada en la temática que estaba ofreciendo.

No importa la cantidad, pero tenía a un grupo de personas que me dieron su voto de confianza intercambiando su nombre y correo electrónico a cambio de una información gratuita, eso ya era mucho para mí.

Durante ese primer trimestre solo me dedique a tener contacto con mis suscriptores por correo electrónico, mientras desarrollaba el contenido para la segunda fase de mi web.

Aprendizajes del primer trimestre 2018

  • Comprendí que dedicar tiempo a investigar y leer sobre la experiencia de otros emprendedores me ayudo mucho, pues me dio la mejor ruta para iniciar y comencé haciendo lo que muy pocos hacen, validando la idea de negocio, esto fue crucial para empezar con buen pie.
  • Me metí de lleno en el mundo del Marketing Digital, pues me di cuenta que emprender en un negocio digital no basta con tener una buena idea, debes saber cómo llegar a más personas, cómo tener contacto con ellos, que confíen en ti y sobre todo cómo ofrecerles lo que ellos están necesitando.
  • Por mucha flexibilidad que te pueda ofrecer un negocio digital, necesitas dedicarle mucho tiempo para desarrollar una buena estrategia, eso implica acostarte tarde, pararte de madrugada, recuerda que lo inicié mientras trabajaba y solo podía dedicarle el tiempo después de salir de la oficina y los fines de semana.
  • Relacionado con el punto anterior, uno de los grandes aprendizajes fue el valor del tiempo, quería lograr resultados y necesitaba aprovechar el tiempo al máximo, eso me llevo a cancelar varias reuniones con amigos y con la familia, con esto no quiero decirte que no volví a salir, ¡No!, solo que las salidas se redujeron considerablemente, pues si quería ver resultados tenía que hacer sacrificios.

Lo que pude mejorar en este trimestre

  • Me tardé mucho tiempo en la etapa de validar la idea de negocio y desarrollar la segunda fase del blog, tuve algunos momentos de confusión en cuanto a la temática y perdí tiempo creando contenido que luego no utilicé.
  • En este trimestre fui aprendiendo sobre la marcha las estrategias de marketing digital, pensaba que no tendría mayor complicación con ello, pero me equivoque, subestime el poder del marketing digital, confundía marketing con publicidad y son cosas totalmente diferentes, creo que, si hubiese conocido algo de Marketing Digital antes de iniciar, los tiempos entre una fase y otra hubiesen sido mas fluidos.

Segundo trimestre del 2018

Te había comentado que un amigo era el encargado de desarrollar toda la parte técnica de mi proyecto, crear la página web y todas las configuraciones que eso conlleva, pues esta parte fue crucial en este trimestre.

Ya tenía el contenido listo para la segunda fase, había comprendido la importancia del marketing digital, estaba estudiando full este tema, una de las cosas que me hizo ruido fue cómo configurar el pixel de Facebook en mi blog (si tienes dudas sobre esto me lo dejas en los comentarios y con mucho gusto te ayudo con eso), cuando fui con mi amigo me indicó que esto había que hacer algunas modificaciones a nivel de programación que eran complicadas, entre otros temas también me indicó que si yo pensaba cambiar de proveedor de email marketing en un futuro tendría que hacer una interfaz nueva y eso le tomaría un mes aproximadamente adicional del costo que estaría incurriendo.

Esto me llevo a reflexionar y tomar cartas en el asunto, yo sabía que los emprendedores que estaba siguiendo usaban WordPress, no sabía bien qué era, pero si ellos lo usaban es porque funcionaba, hice un par de cotizaciones y mi presupuesto no llegaba para desarrollar una pagina web allí, así que llame a mi hermano (Estudió informática) y le pregunté que si le pagaba un curso de WordPress él sería capaz de hacerme la página web, y su respuesta fue un sí rotundo.

Mi hermano paso a ser la persona encargada de la parte técnica de mi proyecto y de hacer posible todas y cada una de mis solicitudes con el diseño de la web.

Compre el servicio de Hosting, la planilla de WordPress, la página fue desarrollada en 3 semanas y volví a invertir en Facebook Ads, $30 USD más y mis suscriptores aumentaron, tenía buena interacción a través de los correos y logre concretar varias reuniones para ayudarlos y orientarlos en ciertas estrategias de sus emprendimientos digitales.

Puse en practica varias estrategias de monetización en internet y logré resultados en algunas de ellas, esto sirvió para confirmarme que, generar ingresos a través de internet si es posible.

Aprendizajes del segundo trimestre

  • Recibir comentarios de mis suscriptores dándome las gracias porque de alguna manera los estaba ayudando a alcanzar sus objetivos, esto me llenaba más que cualquier cosa, allí reafirmé que mi misión en el mundo es compartir mis conocimientos para ayudar a otras personas a lograr sus sueños.
  • Mi estrategia de contenido se baso única y exclusivamente en compartir información que sea de utilidad y que además logrará algún cambio significativo en las personas que la recibían, no se trataba solo de compartir información de interés, sino que la información realmente aportará valor.
  • Otro de los aprendizajes y esto lo veo mucho en los emprendedores que están empezando, es que dedican mucho tiempo a la parte visual de la página web, aunque se que esto es importante, debes dedicar más tiempo al contenido que a la parte visual. Conozco a varios emprendedores que tiene una web muy básica, pero consiguen montos de facturación impensables. Para ser exitoso en internet no basta con tener una página web bonita e innovadora, necesitas contenido de valor y de mucha calidad alineado con estrategias de Marketing Digital para conseguir resultados que jamás imaginaste.
  • En este trimestre pude generar mis primeros ingresos como emprendedor digital, puse en práctica todo lo aprendido y aplique estrategias de marketing de afiliación logrando los primero dólares de ingreso, tranquilo que no me hice millonario, fueron solo $19.94 USD pero para mi fue un gran logro.
  • Cuando quieres conseguir un objetivo lo puedes hacer, solo debes poner en práctica tu creatividad y sacar lo mejor de ella, yo no tenía diseñador web pero le pague un curso a mi hermano que me salió más económico que pagarle a un desarrollador profesional para que se encargara de mi proyecto. Hoy en día mi hermano ha diseñado varias páginas webs de otros emprendedores, salió bien esta jugada.
  • Aunque tuve muy buenos resultados para tener poco tiempo como emprendedor digital, me di cuenta que entre el mundo de cosas y detalles que debes tener en cuenta en tu negocio, hay algo que, aunque te pueda parecer tonto e incluso fastidioso, debes tener claro y preguntarte varias veces ¿Quién es mi cliente ideal? ¿A quien le estoy escribiendo? ¿Para quién estoy trabajando y dedicando el tiempo en el desarrollo de la información? Definir con exactitud tu cliente ideal no es tarea de un solo día, es una tarea continua que debes tener presente cada vez que vas a desarrollar algo nuevo.
  • Por último pero no menos importante, es que no puedes dejar la responsabilidad técnica de tu proyecto digital bajo una sola persona, esto te lo comento porque cuando inicie con mi web solo una persona era quien sabía cómo programarla, si pasaba algo con ella más nadie podría ayudarme y eso me dejo muy pensativo, estaba dejando mi negocio digital en manos de una sola persona, existe CMS muy populares como WordPress (el más popular) que si mañana no cuentas con la persona que te hizo el primer diseño web, puedes conseguir con facilidad otra persona que te ayude con la parte técnica, incluso, tú mismo puedes hacer algunos cambios, es sencilla y no necesitas tener conocimientos de programación.

Lo que pude mejorar en este trimestre

  • En este tiempo no desarrollé nuevo contenido, me dediqué al diseño web en conjunto con mi hermano, aunque yo no estaba programando le invertí mucho tiempo en ajustar pequeñas cosas en la página que no tienen tanto valor como otras a las cuales no le preste mucha atención.
  • En vista de que no desarrollé nuevo contenido me convertí en un esclavo de las estadística, estaba pendiente todos los días de la cantidad de suscriptores que tenía, aperturas de correos, visitas a cada post, ciudades y países de donde visitaban mi web y así se me pasaba el tiempo, las estadísticas son muy importantes pero cuando haces algo con esa información, en mi caso solo las veía pero no hacía nada, solo ver números y ya, creo que pude dedicarle más tiempo a desarrollar contenido que a ver números con los cuales no haría nada en ese momento.

Tercer trimestre del 2018

Llegaba la mitad del año y mis ansias de lograr resultados estaban al tope, ya había generado los primeros ingresos como afiliado y seguían llegando, pero necesitaba generar más, recuerda que todo esto inicio con la intención de cambiar mi estilo de vida y para poder hacerlo necesito como mínimo igualar mis ingresos como emprendedor a los actuales como empleado.

Venia de un trimestre sin generar contenido y me propuse desarrollar un post cada cierto tiempo, al principio planifiqué hacer uno por semana, pero sumado a que cada Post tiene como mínimo 1800 palabras, que humanamente podía dedicar al blog un tiempo limitado  y que mi salud me empezó a pasar factura, no pude cumplir con esta promesa, además tenía como meta personal leer un libro al mes, esto me estaba volviendo loco.

Inicie en el mundo del emprendimiento con la intención de lograr el estilo de vida de mis sueños y aquí te quiero detallar lo siguiente:

El estilo de vida de mis sueños

 Aunque en algunas oportunidades se me paso por la mente que mi estilo de vida ideal sería en la playa trabajando con la computadora y tomándome una bebida mientras escribía un post, llegue a la conclusión que eso no es lo que quiero, tal vez lo pueda postear en una foto de mi instagram, pero no es lo que estoy buscando.

El estilo de vida de mis sueños es disfrutar lo que hago, pasármela bien, no cumplir un horario de trabajo, hacerlo desde cualquier parte a la hora que yo quiera, pero tampoco quería estar todos los días como si estuviese de vacaciones (abran personas que si lo desean pero no es mi caso), la foto de estar en la playa con la laptop mientras escribo algo para el blog, vamos a dejarlo solo para eso, para la foto de vacaciones, más no tenerlo como un estilo de vida de pasarme todos los días en ese plan, la verdad es que a mi me aburriría algo así.

Poco a poco y con la ayuda de mi esposa (aunque ella no lo sabe) fui comprendiendo cual era el estilo de vida que yo soñaba.

Pero debía ser bien específico con lo que estaba deseando, esto es parte de lo que hablo en el Post de Cómo establecer metas y objetivos realizables.

Pararme todos los días sin un despertador que me levante de la cama, tomarme un café, conectarme con mi equipo de trabajo, validar las solicitudes de mis clientes, concretar reuniones virtuales para solventar sus inquietudes, dar soporte para algunos de los infoproductos vendidos, escuchar las necesidades de mi audiencia, crear contenido y entregarle la solución que ellos necesitan, ¿en dónde? Desde cualquier lugar, puede ser mi casa, un café,un coworking, la playa o donde sea, pero no me importa el lugar, lo que si me interesa es que yo pueda hacer todas esas cosas desde cualquier parte del mundo.

Tomando esto como referencia entonces sigamos con la cronología del año 2018.

Continuación tercer trimestre

Refrescando un poco aquello que soñaba conseguir, lo que estaba haciendo no me estaba aportando ese estilo de vida que estaba buscando, y aunque estoy consciente que para lograr grandes cosas hay que sacrificar otras, soy de los que piensa que el éxito no esta en disfrutar solo del resultado de lo que quieres conseguir, el éxito esta en disfrutar el camino que recorras para alcanzar lo que deseas y la verdad es que no me estaba disfrutando ese camino.

Ponerme una meta de publicar un post cada semana era muy difícil en mi situación, la cambié por publicar por lo menos 3 post al mes y esta vez si pude cumplirla, fue todo un reto, pero lo logré.

En este período de tiempo hice el lanzamiento de mi servicio inicia tu reinvención y pude trabajar con 3 personas que confiaron en mí, logramos resultados increíbles y son parte de los que me han impulsado a seguir adelante y  crear nuevas cosas.

Aprendizajes del tercer trimestre

  • No puedes forzarte a lograr cosas solo por lograrlas, si no significan nada para ti no sirve de nada cualquier sacrificio que hagas, en mi caso, sueño con un estilo de vida diferente y comprometerme a escribir un post a la semana me estaba dejando sin vida y esa no era la idea, recordé lo que me había propuesto y cambié el ritmo de publicación.
  • Los comentarios y la interacción de mis suscriptores le fueron dando rumbo a mi contenido, aunque yo estaba seguro y confiado de la temática que estaba trabajando, además de que me gusta y me apasiona, siempre pensé que tendría contenido para desarrollar y publicar, pero mi audiencia es la que me ha ido indicando el camino que debo seguir en cuanto a la información que comparto, ellos me han solicitado de primera mano que les hable de ciertos temas en específico y todo eso es lo que está publicado en el blog, aún falta contenido por publicar de lo que me han pedido pero la gran mayoría ha coincidido en la misma temática.
  • Me emociona y me llena de gratitud saber que inicié validando mi propuesta de valor, sin embargo, dentro de una propuesta de valor o idea de negocio hay varios perfiles de clientes, mientras más específico seas al momento de definirlo más efectivo serás con tus estrategias, no basta con definirlo una sola vez, debes hacerlo con cada contenido que quieras compartir y con cada servicio que quieras ofrecer.
  • Mi audiencia fue la que me dio paso a la siguiente etapa de mi negocio, ofrecer un infoproducto, pero, ¿de qué sería el infoproducto? Pues mis suscriptores ya me lo habían pedido, en su gran mayoría las personas que me escribían coincidían en un problema al cual no encontraban solución, y yo ya había pasado por esa situación así que me dediqué a desarrollar lo que ellos estaban necesitando.

Lo que pude mejorar en este trimestre

  •  Descuide el tráfico a mi blog, pensé que, con tener un calendario de publicación y varios artículos disponibles, Google me ayudaría, pero no fue así, debí generar tráfico de pago al blog para aumentar interacciones y suscriptores, hacer crecer la familia de reinventarse con éxito y concretar más colaboraciones con emprendedores de todas partes del mundo.
  • Ya tenía luz verde en cuanto a la temática de mi primer infoproducto pero no hice nada al respecto, me dediqué a atender a mis clientes del servicio Diseña tu Reinvención y no desarrolle ningún vídeo del programa formativo que me estaban pidiendo.

Cuarto trimestre del 2018

 No sé si a mi es el único que le pasa, pero cuando se acerca el fin de año el tiempo pasa más rápido, quería hacer muchas cosas y logré terminando unas pocas.

Me había propuesto desarrollar el infoproducto y lanzarlo a finales de noviembre, pero fue imposible, ni siquiera había desarrollado el material, lo tenía todo en mi mente y en algunas hojas con apuntes para recordar información clave.

En este trimestre incorporé un nuevo hábito y fue escribir con regularidad para cumplir con mi calendario de publicación, la verdad es que me emociona mucho compartir información y que las personas luego me escriban al correo o me dejen un comentario, creo que cuando escribo un artículo no lo hago pensando en la estrategia de SEO para que Google me coloque en las primeras posiciones, lo más bien pensando en mi gente, en mis suscriptores para que reciban la información de la mejor manera.

La carrera contra el tiempo se hacía cada vez más complicada, el tiempo pasaba volando y surgían cosas imprevistas en mi día a día, cosas que pueden parecer tontas pero que me quitaban tiempo para dedicarle al blog.

Otro hábito que incorporé fue agarrar mi laptop todos los días y llevármela a la oficina, o a donde quiera que fuese y cuando tenía unos minutos libres sacaba mi máquina para ponerme a trabajar, redactar un post, escribir un email, atender las dudas de mis clientes o investigar sobre una nueva herramienta.

Cuando inicie mi proyecto lo hice con las herramientas básicas y necesarias para llevar a cabo un negocio digital, a medida que mi lista de suscriptores fue creciendo me fui dando cuenta que necesitaba hacer algunos ajustes y debía invertir en nuevas herramientas, una de ellas fue la de email marketing, al día de hoy aún la estoy probando durante 30 días para validar si reúne las condiciones que estoy buscando.

Me convertí en un adicto a Youtube y a las redes sociales, al mismo tiempo que gestionaba mi blog estaba manejando mis redes sociales y diseñando mi canal de Youtube, parecía un malabarista con tantas cosas que estaba llevando al mismo tiempo no quería que nada se me cayera.

Aprendizajes del cuarto trimestre

  • Comprendía que el poder de lo básico es más importante que dejarse enamorar por cualquier nueva estrategia o herramienta que puedas ver, me estaba desviando de mi norte y aún me faltaban muchas cosas por establecer en mi proyecto antes de crear un canal de Youtube.
  • Descubrí el poder de un Podcast y dejé de escuchar música en mi carro camino a la oficina para escuchar a grandes referentes del sector, esto además de que me enseñaban muchas cosas me mantenía motivado.
  • Aprendí que con determinación las cosas se pueden lograr y que una buena administración del tiempo te ayuda a materializar cada idea que tengas en mente, pude ver mi Blog con un artículo cada dos semanas, pero aún quedaron algunas cosas sin terminar.
  • Los negocios digitales cambian a la velocidad de la luz, el mundo del Bloging no es ni la sombra de lo que fue hace unos años atrás, escribir para Google y soñar con tráfico orgánico dejo de ser mi prioridad, el tráfico de pago es más efectivo y todos, absolutamente todos los grandes lo están utilizando.
  • De nada sirve planificar si no tomas acción, planifique muchas cosas y no termine ni la mitad, no sé si mi reloj estaba girando más rápido pero el tiempo no me alcanzó o, mejor dicho, no lo supe administrar bien, creo que es hora de empezar a hacernos responsables por nuestros resultados y no culpar a los agentes externos de ellos.

Lo que pude mejorar en este trimestre

  • A nivel personal me propuse leer un libro al mes y para serte bien honesto tenía mi cabeza tan llena de cosas que se me había olvidado esto.
  • Entre aquellas cosas que planifiqué pero que no terminé fue ese infoproducto que mis suscriptores me están pidiendo, en algunos casos me excusaba que no contaba con el equipo ideal para hacer un programa formativo de calidad, pero hoy 31 de diciembre de 2018 te puedo afirmar que ya tengo todo y no hay excusas, así que en este 2019 vienen nuevas cosas.
  • Sin lugar a duda, pude administrar mejor mi tiempo, me deje llevar por la centrífuga de lo “normal y cotidiano” y me vi envuelto en un montón de cosas ajenas a mi proyecto, pero debía hacerlas como también debía retomar mi proyecto con mayor velocidad.

Conclusión

Si has llegado hasta aquí de todo corazón te doy las gracias por el tiempo que has invertido, van alrededor de 4300 palabras y aún faltan algunas para terminar el post, pero esto ya es el cierre así que no te vayas.

Si en el 2017 comprendí que quería alcanzar nuevas cosas en mi vida y emprender en negocios no tradicionales, el 2018 fue un año de cambios de mentalidad, de acciones, resultados, aprendizajes y de mucha experiencia ganada.

No soy un gurú del Marketing Digital ni de los negocios online, pero pongo lo mejor de mi para aprender, poner en práctica y entregar el corazón para ayudar a otros en lograr incluso mejores resultados de los que yo he obtenido.

¿Qué viene?

Viene una fase en la que escaló mi proyecto a un nuevo nivel, a principios del 2019 estaré haciendo el lanzamiento de mi infoproducto que viene con muchas sorpresas, quiero también desarrollar un segundo programa formativo que ya me están pidiendo, pero esta vez vamos paso por paso.

El canal de Youtube está a punto de salir, quiero tener más contacto con mi audiencia y Youtube es ideal para esto, el formato de video está tomando cada vez más fuerza.

Posiblemente te preguntarás que, cómo puedo ser emprendedor si aún soy empleado, pues cuando me decidí a cambiar mi estilo de vida, lo quise hacer de manera inteligente y no dejarme llevar por impulsos, emprender sin renunciar a tu empleo es desde mi punto de vista una estrategia muy inteligente que te permitirá ser arriesgado y probar nuevas estrategias en tu proyecto.

Muchos me preguntan que, cuando voy a renunciar a mi empleo, y eso aún no lo sé con exactitud, pero mientras más tiempo le dediqué a mi proyecto y más resultados tenga, más rápido estaré tomando esa decisión y logrando ese estilo de vida que sueño.

Muchas gracias por tu apoyo y por llegar hasta aquí, cualquier consulta o comentario que quieras hacerme puedes dejarlo aquí abajo y te estaré contestando lo más pronto posible.

Un fuerte abrazo y que tengas un feliz año nuevo cargado de las mejores energías y lleno de muchos éxitos.

Nos leemos muy pronto.

Tienes que indicarme a donde te envío el acceso para que descargues GRATIS la guía en formato PDF

 

Aquí vas a descubrir las 4 claves que yo pongo en práctica para crear infoproductos irresistibles y venderlos con efectividad

You have Successfully Subscribed!

¡EY ESTO TE INTERESA!

No te vayas sin antesdescargar GRATISmi guía con las 4 claves ESENCIALES para crear infoproductos IRRESISTIBLES

 

Aumenta tus ventas sin mostrarte como un vendedor y posiciónate como experto (a) en tu nicho de mercado

You have Successfully Subscribed!

Shares
Share This